En Oriente - El Puente Bolívar de Barcelona: Testigo histórico de una ciudad

El Puente Bolívar de Barcelona: Testigo histórico de una ciudad

Anzoátegui

Caminar por Barcelona "La Sultana del Neverí" es vivir la historia a través de sus sitios como el Puente Bolívar de Barcelona quien si hablara uff, más de uno temblara, por las muchas historias turbias que han pasado por arriba y por abajo. Escuchemos por que.

Al caminar por la colonial Calle Bolívar, cualquiera se contagia de una particular curiosidad por saber la historia del puente que cruza al Río Neverí. Si él hablar, nos contaría que esta allí desde 1796 por disposición del gobernador Sanit Just y el dinero aportado por los barceloneses que lo bautizaron con el nombre de San Felipe. Este puente nos señalaría que él se hizo con la finalidad de mejora la comunicación del casco viejo con el barrio Portugal y también nos diría que el jefe realista Saint Just lo destruyo en 1820 para evitar que el General José Tadeo Monagas tomara la ciudad, por lo cual tuvo que esperar hasta 1831 para verse reconstruido con nuevas mamposterías las cuales fueron otra vez cambiadas en 1855 y el 27 de abril de 1888 cuando fue inaugurada su actual estructura de hierro que fue traída especialmente desde Francia.

En esa imaginaria conversación con el Puente Bolívar, él nos recordaría que en 1932 fue la primera vez un carro lo cruzo, que por muchos años escucho los lamentos de los presos de la otrora cárcel, y que le quitaron dos garitas en 1958. Para el final, el viejo puente nos contaría su anécdota favorita, como lo es el recuerdo del histórico abrazo que le dio Simón Bolívar al General José Francisco Bermúdez el 8 de febrero de 1817 a quien le dijo "Que dice El Libertador de El Libertador".