Está aquí: Home Noticias Nacionales Publican providencia de venta de Precios Justos
Producción de motos llega a nivel más bajo por falta de divisas

Producción de motos llega a nivel más bajo por falta de divisas

La Asociación de Industriales, Fabricantes y Ensambladores de Motos (Aifem) alertó que los niveles de producción de las ...

65% de las personas que hacen colas son revendedores

65% de las personas que hacen colas son revendedores

El desabastecimiento de productos básicos ha modificado la conducta del consumidor venezolano, que se ha habituado a rec...

Pdvsa alerta “tiempos difíciles” en el mercado petrolero

Pdvsa alerta “tiempos difíciles” en el mercado petrolero

Los comentarios de Del Pino, en la antesala a la reunión ordinaria de la Organización de Países Exportadores de Petróleo...

Publican providencia de venta de Precios Justos

Este miércoles fue publicada en Gaceta Oficial la providencia administrativa 003 del Precio de Venta Justo (PVJ) en los productos, que entró en vigencia el pasado 1° de noviembre y tendrá un plazo de 30 días para ser implementada por importadores, distribuidores y comerciantes, anunció el superintendente de Precios Justos, Andrés Eloy Méndez.


"Estamos creando la cultura del precio justo, para que los precios obedezcan a los costos y no a las ambiciones, que es que habitualmente sucede en Venezuela. Tenemos aproximadamente unos 40 años con esa práctica, que estamos tratando de revertir con varias medidas: con la Ley Orgánica de Precios Justos (LOPJ) y con la creación de la Superintendencia de Precios Justos", dijo en entrevista a VTV.

Expresó que con 300 fiscalizaciones diarias, "hemos evolucionado, lo que nos permite una territorialización del despliegue de la cultura del precio justo".

La providencia se refiere a que todos los productos que se comercialicen en Venezuela deberán tener impresos sus precios de venta justos troquelados en su envase o embalaje, en la parte frontal izquierda, de manera visible. En el caso de los calzados y textiles, el precio tiene que estar impreso en las etiquetas de forma indeleble.

Esta medida permite que el pueblo conozca los montos máximos de venta y se sume con mayor fortaleza a los controles sobre ello.